El cobre es un material moderno desde hace miles de años

Pablo 2 noviembre, 2011 0

image_1.jpg

Puede que nos sea difícil, a simple vista, enumerar las múltiples utilidades que el cobre tiene en nuestra vida diaria. Sin embargo, se trata de un material que, pese a no ser demasiado visible, se encuentra presente en muchos más elementos cotidianos de los que cabría imaginar en un primer momento. Su uso se mantiene vigente desde hace miles de años, y ha sabido evolucionar y adaptarse a los nuevos tiempos gracias a sus características y a sus importantes ventajas, algunas de las cuales os contamos a continuación.

Para empezar, basta con pensar en el propio cableado que permite nuestra comunicación diaria a través de teléfono o Internet. Aunque la fibra óptica empieza a sustituirlos por motivos de velocidad y amplitud geográfica, los cables de cobre han sido, y lo serán aún durante un tiempo, los artífices de la creación de las grandes redes de telecomunicaciones. Todavía hoy las redes locales o de medianas empresas continúan confiando en esta tecnología con resultados óptimos.


Los sistemas de calefacción elaborados con cobre mantienen una mayor eficiencia energética, puesto que se trata de un material que no produce fugas. Además, no es un buen conductor del fuego, con lo cual aumenta nuestra seguridad al utilizar calefactores con combustibles fósiles, o que emitan gases nocivos. El suelo radiante, una de las tendencias al alza a la hora de instalar sistemas centralizados en las viviendas, también utiliza el cobre como parte importante de su constitución.

image_4.jpg

Las tradicionales tuberías de plomo, que todos hemos tenido en nuestro hogar, también están siendo sustituidas poco a poco por otras de cobre. El agua que transcurre por cañerías de este material  alberga una menor cantidad de elementos patógenos e impide la reproducción de microorganismos. La salud, por tanto, es otro de los aspectos que se ven beneficiados por las ventajas del cobre.